Ir al contenido principal

La Paz: escapada veraniega en Entre Ríos


La ciudad entrerriana de La Paz en un buen destino turístico para pasar estas vacaciones de verano.

Sobre La Paz


La Paz está asentada en el punto más elevado del noroeste de la provincia de Entre Ríos, sobre el extremo norte del Corredor Turístico del Río Paraná, extendiéndose sobre la margen izquierda del río de nombre homónimo, a tan solo 170 Km. de la ciudad de Parana, capital entrerriana.

La Paz es capital del Departamento que lleva su mismo nombre. Y debido a la importancia económica y su ubicación geográfica estratégica en el Litoral, se convirtió en un centro de significativas actividades relacionadas a la ganadería, la agricultura, las explotaciones arroceras y comercio en general.


La Paz como destino turístico


En este lugar turístico de Entre Ríos se puede disfrutar del río, las playas, el sol, las termas, pesca y actividades relacionadas con el ocio y recreación al aire libre. Es un buen lugar para ir de vacaciones con la familia, o para alguna escapada de fin de semana.

Además, en cada temporada de verano, La Paz espera a los turistas con varias propuestas como espectáculos musicales, juegos recreativos, competencias de natación, canotaje, voleibol, y otras actividades.


Con un panorama único y hermosos paisajes, las playas de La Paz se armonizan con la naturaleza, con bosques de aromitos, sauces y ceibos.
Las pintorescas playas de La Paz se convierten en concurridos balnearios durante la temporada estival, los turistas pueden broncearse, nadar y realizar deportes náuticos.

Pasar el verano en La Paz, Entre Ríos


La Paz cuenta con dos balnearios para disfrutar la temporada de verano.

El balneario Municipal El Faro, ubicado a unos 400 metros del centro urbano, y fue la primera playa con que contó la Ciudad

El otro, el Parque la Curtiembre se encuentra a 4Km. de distancia del microcentro  y cuenta con espacio para practicar campamentismo en un marco de belleza agreste que permite disfrutar tanto del río como de las barrancas aledañas, desde cuyas alturas se divisa el maravilloso panorama de Islas.

Entradas populares de este blog

Ponchos argentinos

Los ponchos están relacionados con las prendas del gaucho de antaño, y que hoy seguimos manteniendo como prenda tradicional en los pueblos rurales, como abrigo de campo y también por quienes amamos las costumbres campestres. También se puede observar el uso de esta prenda criolla en conjuntos de la música folclórica, en cantantes y sus integrantes músicos.

El poncho es un abrigo de diseño sencillo, consistente en un trozo rectangular de tela pesada y gruesa, en cuyo centro se ha practicado un agujero para introducir la cabeza. La tela se deja caer sobre el cuerpo, disponiendo los extremos de manera que permite mover con facilidad los brazos.

En Argentina se utilizan también los ponchos de diseño de guarda atada, imprescindibles en lo que se refiere a diseño y cultura tradicional. Estos se realizan con guardas pampa o mapuche e inca, estos últimos recreados en la ciudad de Belén, en la provincia de Catamarca.

Cada provincia tiene un modelo particular de poncho, por ejemplo, al poncho t…

El Chaku incaico en Catamarca

El Chaku es una práctica ancestral que consiste en el encierro y captura, esquila y posterior liberación de vicuñas silvestres, utilizando las técnicas de los pueblos precolombinos y respetando el ecosistema. En tiempos pasados, la vicuña, animal silvestre, fue fundamental para que los pueblos indígenas pudiesen sobrevivir en la Puna. Su carne era utilizada para el consumo y la fibra para la confección de tejidos e hilados que luego serían sus prendas de vestir.

El Castillo Naveira en Luján

Como es sabido, Lujan es un ferviente destino del turismo religioso en Buenos Aires, con su imponente Catedral, constituye uno de los principales puntos de peregrinación en el país.


Pues allí mismo, en la localidad de Luján, se encuentra un bonito monumento histórico, que visto desde afuera, te va hacer recordar al Castillo de Blancanieves en Disney World. Se trata del Castillo Naveira, que data de mediados del siglo XIX. 

Quizás para muchos que pasaron por allí, este castillo sea uno de los lugares más misteriosos, ya sea por su excentricidad arquitectónica o por estar prohibida la entrada al público.

Breve resumen sobre su historia  Según su historia, su construcción se remonta a 1841, cuando Enrique Beschtedt compra el terreno y contrata a uno de los ocho arquitectos que trabajaron en la Basílica de Luján, el belga Ernesto Moreau para que lleve adelante la obra.

Mientras tanto, el hombre y su única hija, Irene, se instalaron en una casona preexistente en la propiedad. Luego de var…